El exviceministro Villalobos, de procesado a colaborador en otras tramas de corrupción

La crisis de Monómeros le vale a Guaidó su investigación penal número 26
09/21/2021
La reforma del COPP vs años de injusticias
09/24/2021

Transparencia Venezuela 22 de septiembre de 2021.- Las visitas del exviceministro de Energía, Nervis Villalobos, a los tribunales españoles no paran. El 21 de septiembre de 2021 el exfuncionario chavista, a quien la justicia ibérica investiga por su presunta participación en una trama que desfalcó y desvió a Europa miles de millones de dólares de Petróleos de Venezuela (PDVSA), fue citado para testificar en la causa abierta contra el exembajador español en Venezuela, Raúl Morodo, quien también está siendo señalado por sus negocios irregulares con la estatal petrolera.

Villalobos aseguró ante el juez Central de Instrucción Número 1 de la Audiencia Nacional, Alejandro Abascal, que no conocía ni a Morodo, ni a su familia, hasta que la policía española lo contactó para pedirle ayuda en las pesquisas sobre las presuntas comisiones y sobornos que funcionarios y empresas españolas habrían recibido de la corporación energética venezolana durante los gobiernos del fallecido Hugo Chávez, reseñó la agencia de noticias EuropaPress.

La investigación contra Morodo, quien fue embajador en Caracas entre 2004 y 2007 durante parte del Gobierno del socialista José Luis Rodríguez Zapatero, se inició porque precisamente durante un allanamiento a la residencia de Nervis Villalobos en Madrid los agentes policiales españoles hallaron una copia de un contrato por “asesorías” entre PDVSA y el exdiplomático, en los que también se mencionaba a su hijo, Alejo Morodo. Al  exfuncionario español la justicia de su país lo investiga por presuntamente haber recibido entre 2011 y 2015 pagos por 4,5 millones de euros (5,3 millones de dólares).

El juez Abascal centró su interrogatorio al exfuncionario venezolano en este contrato, aseguraron personas que lo presenciaron y que ofrecieron su testimonio a la prensa.

Villalobos aseguró que el documento llegó a su poder porque un policía, identificado como Bonifacio Díez Sevillano, se lo habría dado en 2016. Este uniformado está siendo procesado por irregularidades.

El exviceministro no solo negó cualquier nexo con Morodo y su familia, sino también haberle facilitado contratos y le informó al juez que PDVSA no dependía de su despacho. La estatal petrolera depende del Ministerio de Energía y Petróleo y para el momento de los hechos su presidente y también ministro del sector era Rafael Ramírez.

Protagonista de la Gran Corrupción a testigo

¿Por qué la justicia española le pide a Nervis Villalobos testificar? El exviceministro presuntamente conoce cómo operan las tramas corruptas venezolanas muy bien, pues él mismo es señalado de aprovecharse de la emergencia eléctrica decretada por Chávez en el 2009 para adjudicar a dedo mil millonarios contratos para obras eléctricas, por los cuales él y otras personas habrían recibido jugosas comisiones.

Tras la quiebra del Banco de Madrid, filial de la intervenida Banca Privada d’Andorra, salieron a relucir cientos de transacciones realizadas por Villalobos y otros exfuncionarios venezolanos difíciles de justificar.

En el proyecto Chavismo INC, impulsado por Transparencia Venezuela, la plataforma Connectas y la Alianza Rebelde Investiga (ARI), se registra a Nervis Villalobos como uno de los exfuncionarios con mayor cantidad de sociedades, inmuebles y relaciones. El exviceministro es investigado en Estados Unidos, España, Portugal, Andorra y Venezuela por lavado de dinero que lo ubican en el dentro del ranking de los pesos pesados en supuestas rutas de sobornos millonarios y la consecuente legitimación de capitales.

Villalobos se instaló en Madrid en 2014 junto a su esposa, Milagros Coromoto Torres, y sus tres hijos. La familia emprendió una vida de lujos desde entonces y en poco tiempo logró comprar inmuebles de alto valor, algunos situados en locaciones de las más caras del país. En su operación, el exfuncionario público contó con el apoyo de Alfonso Garrido Picón, del despacho B Law & Tax, un consultor español especializado en asesoría fiscal. Una de las empresas clave de Villalobos en España fue Kingsway Europe SL, según las investigaciones en el país europeo. Garrido confirmó a Chavismo INC. que brindó al exfuncionario servicios de ´gestión contable y declaraciones fiscales´ a esa compañía”, se lee en el portal Chavismo INC.

Allí se describe la vida de magnate que se ha dado Villalobos en España, donde compró una serie de inmuebles. En 2017 adquirió dos apartamentos en el barrio de Salamanca, de 300 metros cuadrados cada uno y con un valor de 1,6 millones euros, según la investigación reseñada en Chavismo INC. “Ese rincón es el más caro de Madrid: el metro cuadrado oscila entre los 5 mil y los 9 mil euros. En la calle José Ortega y Gasset 44 compró para un familiar un lujoso apartamento valorado en más de medio millón de euros. También en 2017, Villalobos compró un piso de más de un millón de euros sobre la calle Barceló próxima al barrio Salamanca, según la fiscalía”, agrega el reportaje.

Los lujos del exviceministro Nervis Villalobos están documentados por las autoridades. “La justicia también posó su mirada en otra sociedad denominada Columbus Properties One, que lo vincula con otros venezolanos. A través de ella Villalobos realizó una inversión en Columbus Hills, en Marbella, el destino paradisíaco favorito de millonarios rusos, saudíes y británicos. Columbus Properties One es una Sociedad Cotizada Anónima de Inversión en el Mercado Inmobiliario (Socimi), un vehículo de inversión inmobiliaria que goza de ventajas fiscales, creado por el gobierno español en 2009 para atraer dinero en plena crisis. Estas sociedades no son supervisadas por los funcionarios de Hacienda, sino por la Comisión Nacional del Mercado de Valores, cuyo presidente es nombrado directamente por el gobierno. A los venezolanos relacionados con Columbus Properties One, incluido el exviceministro, les embargaron un total de 115 inmuebles.

Nervis Villalobos ha sido detenido dos veces en España y aunque es requerido por EEUU la justicia española aún no lo ha entregado. En España es investigado por recibir presuntamente sobornos de parte de la empresa española Duro Felguera, para lograr contratos en el área de energía. La Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal de la Policía Nacional lo relaciona con el lavado de 54,3 millones de euros a través de una compleja estructura financiera con nodos en España”, se lee en Chavismo INC.

El proceso contra el exviceministro de Energía  en España es uno de los más de 90 casos de Gran Corrupción que autoridades de 21 países en el mundo están investigando y que tienen su punto de origen en el erario venezolano. Nervis Villalobos está en libertad.

Un desfile largo

El lunes desfilaron ante el juez español el exdiplomático Raúl Morodo, quien se acogió a su derecho a no declarar, su hijo Alejo Morodo y la esposa de éste, Ana Catarina Varandas; así como Cristina Cañeque, exmujer del exembajador. 

Del mismo modo, en los próximos días harán lo propio un total de 15 personas más, entre imputados y testigos, entre los que se encuentran Guillermo Morodo, hermano del exembajador.

Otros tres citados este martes señalaron a Juan Carlos Márquez, exdirectivo de PDVSA que se suicidó en 2019 tras declarar contra Morodo, de todas las irregularidades. Márquez era un funcionario de muy bajo perfil, pero que, de acuerdo al registro de Transparencia Venezuela, tuvo al menos 22 cargos en PDVSA.

El juez Abascal rechazó ordenar la detención preventiva del exembajador Morodo y su hijo, por considerar que no hay peligro de fuga. Asimismo, anunció que analizaría la petición de la Fiscalía Anticorrupción para ampliar el plazo de instrucción otro medio año más, teniendo en cuenta que todavía están pendientes de incorporar los resultados de diversas comisiones rogatorias enviadas, entre otros países, a Estados Unidos, Suiza y Andorra.

Share This