El Gobierno aprobó a los militares créditos adicionales que superan el Presupuesto Nacional 2018

Entre enero y junio de este año el Ejecutivo autorizó 11 créditos para el Ministerio de Defensa que ascienden a Bs. 36,13 billones. El monto supera al presupuesto de la nación para 2018, que es de Bs. 36.10 billones

Transparencia Venezuela, 28 de junio 2018. El peso de las botas y los uniformes verde oliva cada vez se siente más dentro del gobierno. Los militares no solo son los favoritos del Ejecutivo al momento de escoger las cabezas de los distintos ministerios y entes públicos, también están entre los primeros de la lista cuando de repartir recursos se trata.

El seguimiento que realiza Transparencia Venezuela a los créditos adicionales aprobados por el gobierno permite evidenciar que el Ministerio de Defensa está entre los primeros cinco organismos que más han recibido recursos extrapresupuestarios este año.De acuerdo con los cálculos, entre enero y junio de 2018 a los militares les han aprobado 11 créditos que ascienden a Bs. 36.131.051.079.471,30.

El monto que ha recibido en créditos adicionalesel Ministerio de la Defensa ya supera al presupuesto de la nación para 2018, que es de Bs. 36.102.059.000.000, que fue presentado ante la Constituyente, a pesar de que debían acudir era a la Asamblea Nacional, como dicta la Constitución.

Los créditos adicionales que han sido autorizados al Ministerio de Defensa son mucho más altos delos que le han asignado a despachos clave para el país. A los militares les han dado 17 veces más recursos que al Ministerio de Agricultura y Tierras, que ha recibido Bs. 2.101.194.320.783. También les han aprobado 35% más recursos extras que el Ministerio de Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología, que hasta la fecha ha obtenido Bs. 26.670.124.603.782.

Los fondos recibidos por el Ministerio de Defensa también están por encima de los destinados a entes descentralizados como la Corporación Nacional de Alimentación Escolar. Para los gastos de los militares han destinado 110% más dinero que para la alimentación de los estudiantes, para lo que han aportadoBs. 17.137.328.872.974.

¿Cómo se reparte?

Parte del dinero que se les ha asignado a los militares en el primer semestre del 2018, ha sido repartido entre los diferentes entes descentralizados adscritos al Ministerio de Defensa.

Al Instituto de Previsión Social de las Fuerzas Armadas, por ejemplo, se le han aprobado Bs. 10.373.373.749.503.Al fondo de Inversión Misión Negro Primero, S.A. le han asignadoBs. 8.266.413.072.517,77. Mientras que a la Compañía Anónima Venezolana de Industrias Militares (Cavim), encargada de suministrar material explosivo le han autorizadoBs.1.368.043.160.474.

Bonos pre elecciones

De los 11 créditos adicionales que han sido destinados al Ministerio de Defensa en el primer semestre del año, 4 fueron aprobados pocos días antes de las cuestionadas elecciones presidenciales del 20 de mayo.

En la Gaceta Oficial N° 41.397, del 15 de mayo de 2018, el Ejecutivo publicó 3 créditos adicionales para el Ministerio de Defensa, uno de ellos, por Bs. 1.705.990.876.416 fue para pagar viáticos; otro, por Bs. 569.034.000.000, para un bono por el “Día del Rescate de la Dignidad Nacional, Pueblo en Armas, Unión Cívico-Militar”, al personal de la Milicia Bolivariana; y el tercero, por Bs. 1.429.204.000.000, para dar una bonificación sin incidencia salarial a todo el personal militar y no militar de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

En la Gaceta Oficial N° 41.399, del 17 de mayo de 2018, el Ejecutivo aprobó otros Bs. 583.595.915.374,76, que supuestamente serían para incrementar el apresto operacional de la FANB, en el marco del “Gobierno de Eficiencia Militar en la calle”.

Transparencia Venezuela insiste en que la práctica del gobierno de aprobar presupuestos deficitarios e inflarlos a lo largo del año con créditos adicionales es dañina. Reitera que hacer estas aprobaciones le quita peso jurídico a la Ley de Presupuesto y permite que reine la discrecionalidad.

Además, como han advertido economistas, el dinero que ha estado aprobando el gobierno muchas veces no proviene de la recaudación tributaria, sino que es aportado por el Banco Central de Venezuela que crea dinero sin respaldo. Todo esto termina alimentando la espiral inflacionaria y ahorcando a los venezolanos.

Share This